Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios. Si continúa navegando, consideramos que acepta su uso. Aceptar | Más información

EMPATE ANTE EL EIBAR EN UN PARTIDO EN EL QUE LOS NUESTROS MERECIERON MÁS

Borja Garcés rescata un punto en la prolongación

Tablas contra el Eibar en un partido con muchas ocasiones de gol y que tuvo en Dmitrovic en la figura del partido con sus paradas. Sergi Enrich adelantó a los vascos y Borja Garcés empató en la prolongación.

T. Calvo / FOTO: Á. Gutiérrez

ATLÉTICO 1 – 1 EIBAR

Atlético de Madrid: Oblak; Juanfran, Giménez, Godín, Filipe Luis; Koke, Saúl, Rodrigo (Borja Garcés, 71’), Lemar (Correa, 59’); Griezmann y Diego Costa.

Eibar: Dmitrovic; Rubén Peña, Paulo, Arbilla, Cote; Diop (Marc, 80’), Sergio A.; De Blasis, Jordán, Pere Milla (Escalante, 56’); y Charles (Sergi Enrich, 56’).

Árbitro: Martínez Munuera (Comité Valenciano). Mostró tarjeta amarilla a los locales Koke (39’) y Godín (51’); y a los visitantes Charles (17’) y Diop (54’).

GOLES:
0-1. 87’. Sergi Enrich
marca tras centro de De Blasis.
1-1. 94’. Borja Garcés recibe un pase de Correa y marca de tiro ajustado al poste.

 Primer aniversario del Wanda Metropolitano con el Eibar como rival. El mismo con el que cerramos LaLiga pasada en la despedida de Fernando Torres. Como en aquella ocasión, hace apenas cuatro meses, los vascos presentaron batalla desde el principio y acabaron sumando un empate. El primer aviso fue del Eibar, sin ir más lejos, con un zapatazo lejano de Cote que se topó con el travesaño. La respuesta de los nuestros no se hizo esperar y con el dominio del partido llegaron las ocasiones.

Dmitrovic se erigió en protagonista del partido al realizar cuatro paradas a remates que llevaban márchamo de gol. A saber, Griezmann, en un contragolpe, regateó a su par y su disparo lo desvió a córner el meta. Luego fue Saúl en un saque de esquina el que estuvo cerca de marcar pero su testarazo lo desvió Dmitrovic. Y antes de la media hora, otras dos oportunidades que desbarató el portero azulgrana, una a Griezmann y otra a Godín. El resultado, a tenor del juego y de las ocasiones, se antojaba injusto al descanso con el 0-0 inicial.

Si en la primera mitad Dmitrovic había sido la figura de su equipo y del partido, el guardameta volvió a ser decisivo con sus paradas. Parecía que el Atlético se chocaba contra un muro. Dmitrovic sacó remates a Godín y Costa en los primeros cinco minutos, justo antes de que avisara el Eibar con un disparo de Jordán que atajó Oblak y otro de Arbilla que fue al travesaño. El partido entró en una dinámica ofensiva tremenda por parte de los nuestros porque de nuevo Diego Costa y Griezmann obligaron al meta eibarrés a salvar de nuevo a su equipo.

Pero el gol llegó en las postrimerías del partido para el Eibar en una jugada dudosa que acabó revisada por el VAR. Sergi Enrich anotó el tanto para los visitantes. Quedaba poco tiempo pero los nuestros lo intentaron. Godín se estrelló con el larguero en una nueva ocasión que se fue al limbo. Sin embargo, algo de justicia se hizo en la prolongación, cuando Borja Garcés marcó un golazo a pase de Correa para rescatar un punto en un partido en el que los nuestros merecieron más. El martes, estreno en la Champions ante el Mónaco en el Principado, un estadio en el que el Atlético ganó dos Supercopas de Europa.