Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios. Si continúa navegando, consideramos que acepta su uso. Aceptar | Más información

El Atlético cae ante un Villarreal que supo marcar en los momentos claves (2-0)

Quique fue expulsado en el descanso del encuentro

El Atlético de Madrid perdió en el Madrigal ante un Villarreal que acertó a marcar en los minutos claves del encuentro. Tras un buen inicio de los rojiblancos, y varias jugadas polémicas, que perjudicaron a los de Quique Sánchez Flores, el equipo de Juan Carlos Garrido marcó el primer tanto del encuentro.  Al poco de iniciarse la segunda parte, llegaría el segundo tanto del Villarreal que le permitió conseguir una importante victoria.

Villarreal y Atlético de Madrid llegaban al encuentro separados por una mínima ventaja de tres puntos a favor del equipo local. Se preveía un encuentro de máximo tensión y así sería. No defraudó el choque y hubo de todo: varios penalties e incluso un gol anulado por un fuera que no existió.

Quique Sánchez Flores sabía de las virtudes de su adversario y plantó un encuentro de reducidas dimensiones. Con una defensa muy adelantada, quería ahogar la salida de balón del Villarreal,por eso introdujo a Raúl García por Tiago, y por otra parte daba continuidad a Diego Costa en la punta del ataque, y dejaba en el banquillo a Forlán.

En los primeros minutos el equipo rojiblanco jugó a un gran nivel. Recuperaba pronto el balón e iniciaba las jugadas de ataque. Sería al poco de comenzar el encuentro cuando Simão caía dentro del área. Un claro penalti que el colegiado no vio. Pero no le importó al conjunto rojiblanco. No se ‘fue’ del encuentro por ese lance y siguió a lo suyo: a por la victoria. Con un juego rápido y al primer toque desmontó al Villarreal y llegó sin problemas al área adversaria. En una de esas jugadas Agüero se adelantó a la defensa y marcó a Diego López. Un gol que no subió por posible fuera de juego. Una de esas jugadas tan justas que cualquier decisión no hubiera extrañado.

El equipo rojiblanco estaba dejando una buena imagen. Los cambios introducidos en el once inicial, Raúl García y la continuidad de Diego Costa en lugar de Forlán, habían sido una apuesta arriesgada, que estaba saliendo bien. Pero en el mundo del fútbol todo puede cambiar en décimas de segundos. Un balón robado en el centro del campo del Atlético, quedaba en los pies de Nilmar, la defensa reculaba, y el atacante brasileño vio la entrada desde atrás de Cani. Su pase al hueco fue rematado por el centrocampista al fondo de la red.  El Villarreal se ponía por delante en el marcador.

El gol no cambió el esquema del Atlético. Siguió intentándolo, aunque sin demasiada suerte. El Villarreal demostró que su lugar en la clasificación no es producto de la casualidad. Dio una lección de fútbol e incluso tuvo alguna que otra ocasión para haber aumentado su renta, pero afortunadamente para los intereses rojiblancos no obtuvo una mayor renta. Los minutos transcurrían y el conjunto de Quique lo intentó con muchas ganas, pero el balón siempre moría en el área de Diego López.  Aunque de nuevo hubo una jugada polémica en el área del conjunto de Juan Carlos Garrido. Sería la última del primer tiempo. Un balón quedó suelto en el área, el Kun fue a por él y Diego López le derribó, pero el colegiado decretó el final de los primeros 45 minutos a pesar de las protestas de todo el equipo rojiblanco e incluso Quique Sánchez Flores fue expulsado por sus protestas.

El Atlético comenzó la segunda parte con ganas e intención de remontar el choque. Poco a poco iba acercándose al área rival. Pero de nuevo un pase entre líneas fue letal para sus intereses. Era el minuto 51 y Rossi recibió dentro del área. Tras regatear a un par de defensas, consiguió lanzar un fuerte disparo que se coló en la meta de De Gea.

El entrenador rojiblanco, que seguía el encuentro desde el Palco, introdujo un doble cambio. Forlán y Tiago para reforzar el centro del campo y la delantera. Poco a poco lo intentaban, pero Ramírez Domínguez no tuvo un buen día y no vio otro claro penalti sobre el Kun Agüero en el minuto 62. Tanto error afectó al juego de los rojiblancos. No supieron afrontar los minutos siguientes, pues aunque había tiempo para intentar darle la vuelta al marcador, estaban fuera del choque y al final acabaron cosechando la tercera derrota liguera ante unos los rivales directos por conseguir una plaza para la Champions League.  

VILLARREAL, 2 (Cani y Rossi); ATLÉTICO DE MADRID, 0

Villarreal: Diego López; Ángel, Marchena, Gonzalo, Capdevila; Marcos Senna (Matilla, 46’), Bruno, Cazorla, Cani; Rossi (M.Rubén, 88') y Nilmar (Mario, 84’).

Atlético de Madrid: De Gea; Ujfalusi, Perea, Godín, Filipe Luis, 46; Paulo Assunçao (Tiago, 57’), Raúl García, José Antonio Reyes; Simão (Fran Mérida, 78’);  Diego Costa (Forlán, 57’) y Agüero.

Árbitro: Ramírez Domínguez (Colegio Andaluz). Mostró tarjeta amarilla en el Villarreal a Rossi (58’); y por el Atlético fueron amonestados Perea (19’) y Diego Costa (43’). Roja a Quique Sánchez Flores (45’).

Incidencias: Estadio El Madrigal. Unos 15.000 espectadores. Jornada 8 del Campeonato Nacional de Liga. El Atlético de Madrid estuvo representado en el Palco de Honor por Don Lázaro Albarracín, Vicepresidente del Área Social, Don Clemente Villaverde, Gerente, y Don Miguel Pérez, Accionista.

GOLES:

1-0 (18’). Cani se planta sólo ante De Gea y le bate por bajo.
2-0  (51'). Rossi marca desde dentro del área.





etiquetas: