Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios. Si continúa navegando, consideramos que acepta su uso. Aceptar | Más información

El Presidente del Atlético de Madrid recibió el Premio Tiepolo 2010

De Gea, Ujfalusi y Simão arroparon al Presidente en la entrega del galardón

Don Enrique Cerezo, Presidente del Club Atlético de Madrid, recibió este lunes en la Embajada de Italia el Premio Tiepolo, que conceden la Cámara de Comercio de Madrid y la Cámara de Italia en España. La Presidenta de la Comunidad de Madrid, Doña Esperanza Aguirre, fue la encargada de entregar el galardón al máximo dirigente del Atlético. Además Don Lázaro Albarracín (Vicepresidente del Área Social), Don Miguel Pérez (Accionista), David De Gea, Simão y Ujfalusi quisieron arropar a su Presidente en este bonito momento.

Don Massimo Moratti, Presidente del Inter de Milán también recibió el mismo premio que Don Enrique Cerezo, pero de manos de Don Alberto Ruiz-Gallardón, Alcalde de Madrid. A la ceremonia también asistieron el embajador de Italia, Don Leonardo Visconti di Modrone, los presidentes de ambas Cámaras, Don Arturo Fernández y Don Marco Silvio Pizzi, respectivamente, Luis Figo, Sneijder o Paolo Vasile.

El Jurado, compuesto por periodistas de los principales medios de comunicación españoles y por corresponsales italianos en España, ha querido reconocer los resultados conseguidos por el Atlético de Madrid y por el Inter de Milán durante la temporada anterior, contribuyendo a difundir la imagen de España y de Italia en todo el mundo, respectivamente. A la vez, el Jurado ha valorado que los dos equipos son ejemplo de valores tan importantes en estos momentos de dificultades como perseverancia, espíritu de superación, entrega, fe y optimismo.

En ambos casos están presididos por empresarios de éxito al margen de su actividad deportiva: Don Enrique Cerezo es uno de los principales productores y distribuidores cinematográficos españoles y presidente de EGEDA (Entidad de Gestión de los Derechos de los Productores Audiovisuales); y Don Massimo Moratti es consejero delegado de Saras, una de las mayores empresas petrolíferas de Italia.

Don Enrique Cerezo
comenzó su intervención diciendo que “me gustaría en primer lugar agradecer al jurado y a las Cámaras de Comercio e Industria de Madrid y de Italia la deferencia que han tenido hacia mi persona, otorgándome el privilegio de recibir el Premio Tiepolo, que este año llega a su decimoquinta edición. Es para mí un gran honor que me hayan incluido entre las ilustres personalidades que en anteriores ediciones han recibido este prestigioso galardón y sobre todo compartirlo con Don Massimo Moratti”.

“El Presidente de uno de los clubes más importantes de Italia y del mundo, como es el Inter de Milán, al que felicito también por este reconocimiento. Hoy, en este marco incomparable, que es la Embajada de Italia en Madrid, los clubes que presidimos, el Inter de Milán y el Atlético de Madrid, ven premiada la exitosa temporada deportiva que ambos hemos protagonizado el año pasado, así como los valores que nos han permitido alcanzar tan importantes metas, como la perseverancia, el espíritu de superación, el trabajo y el sacrificio en busca de un objetivo”,
comentó.

El Presidente
prosiguió diciendo que “por encima de todo, hoy el fútbol ve reconocido su gran poder para unir a los pueblos el mismo que el pintor Gianbattista Tiepolo buscaba en la pintura, de la que él se servía como puente para la expansión de la cultura entre Italia y España.  Como entidad deportiva, el Club Atlético de Madrid considera que el fútbol, por el calado social que tiene, por la dimensión mediática que alcanza a nivel internacional y por los valores que representa, se convierte en una herramienta única para acercar culturas y estrechar vínculos entre pueblos y personas”.
 
“El deporte, bien canalizado es una plataforma excelente de comunicación global, que sirve para trasladar mensajes, realizar acciones y proyectar estrategias a nivel mundial. Por lo tanto, los clubes, por su dimensión internacional, y nuestros jugadores por su condición de iconos mediáticos, somos conscientes de la gran misión que tenemos de ser embajadores de nuestros países en el mundo, hecho que aceptamos con especial ilusión y sentido de responsabilidad, con el fin de promover nuestra mejor imagen en el extranjero”, subrayó el máximo dirigente del Atlético.

Don Enrique Cerezo
destacó la temporada deportiva que ha tenido su equipo y el Inter de Milán. “La temporada pasada, el Inter de Milán y el Atlético de Madrid fueron los más destacados representantes de nuestros países y de nuestro fútbol en el mundo, pero también fueron los principales testigos de las excelentes relaciones que hay entre España e Italia, una nación que para nosotros, los españoles, es un país hermano, con el que compartimos la misma cultura y unos lazos políticos, sociales y económicos cimentados en una magnífica amistad a lo largo de los siglos”, manifestó.

“Entre ambos equipos conseguimos todos los títulos europeos que había en juego. El Inter, con una soberbia trayectoria en la competición, se hizo con la Champions League, el título más importante en el mundo en cuanto a competiciones internacionales por clubes. Por otra parte, el Atlético de Madrid consiguió en aquella inolvidable final de Hamburgo el título de campeón de la UEFA Europa League y posteriormente si hizo con la Supercopa de Europa, pudiendo celebrar un épico doblete continental”, dijo.

El Presidente recordó con nostalgia la final de la Supercopa y dijo que “más allá de los éxitos, lo que cabe destacar de ese día, el 27 de agosto, en el que el destino quiso que nuestros caminos se cruzaran, es que ambos clubes dimos una excelente muestra de respeto, de convivencia y de deportividad ante los seguidores y apasionados del fútbol de todo el mundo, tanto dentro como fuera del terreno de juego. Fue un placer ver a nuestras dos aficiones convivir por las calles de Mónaco durante las horas previas al partido, llenando de colores cada rincón de la ciudad, intercambiando cánticos, bufandas y camisetas y soñando, dentro de una sana rivalidad, con conquistar el título”.

“Es un placer poder recrear esa atmósfera futbolística insuperable aquí, en el lugar en el que nos encontramos, para demostrar una vez más, que el fútbol es un importante instrumento para hacer amigos. Hablando de Italia, como Presidente del Atlético de Madrid, y como atlético, no puedo olvidar a los grandes entrenadores italianos que dirigieron en el pasado a nuestro equipo, el gran Helenio Herrera estuvo cuatro años en el Atlético de Madrid, ganando dos ligas en sus dos primeras temporadas. En Italia, Helenio entrenó al Inter de Milán, presidido por Angelo, el padre de Massimo, convirtiendo a este equipo en el mejor del mundo de los años 60 y seguramente en el mejor Inter de Milán de todos los tiempos, aunque el actual Inter no le anda a la zaga. También recuerdo a Sacchi y Ranieri, así como a muchos futbolistas que han militado en nuestras filas como Serena, Torrisi, y los míticos Albertini, Vieri y Abbiati, algunos de los cuales han dejado una profunda huella entre los rojiblancos”, señaló.

Don Enrique Cerezo
además no quiso dejar a un lado su faceta cinematográfica y dijo que “al mismo tiempo, como productor cinematográfico, Presidente de EGEDA, y fundamentalmente como amante del cine, no puedo dejar de proclamar, mi profunda admiración hacia el cine italiano, por su creatividad, por su originalidad, por sus genios incomparables, por sus figuras excepcionales. Tan reconocidos en todo el mundo. El cine español ha bebido de las fuentes del italiano y esa relación entre nuestras industrias cinematográficas no se ha perdido nunca. Lo demuestran las numerosas coproducciones que ha habido y que hay entre nuestros países, en muchas de las cuales he participado como productor. Casi mil títulos coproducidos en los últimos 50 años dicen mucho acerca de las magníficas relaciones entre las cinematografías de dos naciones muy semejantes. Directores, guionistas, actores y técnicos italianos han rodado muchos de sus títulos en colaboración con la industria de nuestro país”.

“En estos días en los que, además, se celebra en nuestra ciudad la Tercera Edición del festival de Cine Italiano de Madrid, me gustaría animar a los presentes a que vayan a las salas a ver cine italiano. El público español, ha conocido, y debe seguir conociendo la vida y las costumbres de nuestros hermanos italianos, a través de su cine. Y por eso debemos seguir trabajando, para que nuestras películas circulen entre nuestros países  y continúen disfrutando del gran momento internacional que viven en estos momentos”, aseveró.

El Dirigente atlético comentó que “Italia siempre ha sido un país de grandes individualidades y el cine y el fútbol han sido dos formas así como dos escaparates excelentes a través de los cuales nuestros vecinos han podido expresarse y ser apreciados por todo el mundo. Por esta razón, espero que la colaboración entre Italia y España se siga potenciando en todos los sectores. Espero también que el historial de grandes encuentros entre el Inter de Milán y el Atlético de Madrid no termine aquí, sino que continúe en el futuro, porque esto querrá decir que los dos habremos llegado lejos en las competiciones en las que participemos. No me queda sino desear al Inter de Milán, representado por su Presidente y por los jugadores que le han acompañado, que puedan disputar una gran temporada, y agradecer una vez más al Jurado la oportunidad que me ha brindado de recibir tan distinguido reconocimiento”.

Con este galardón, se ha querido destacar la labor de Don Enrique Cerezo no sólo como Presidente del Atlético de Madrid sino también como productor cinematográfico. Es uno de los principales productores y distribuidores cinematográficos españoles. También preside EGEDA desde 1998, la Entidad de Gestión de los Derechos de los Productores Audiovisuales, tanto españoles como latinoamericanos.

El Presidente
de la entidad del Manzanares dio sus primeros pasos en el mundo del cine en 1966, como meritorio de cámara a las órdenes de José María Forqué. Desde entonces no ha parado de crecer empresarialmente hasta convertirse en uno de los productores más prolíficos del cine español: sólo en la última década ha producido más de 40 películas. Cuenta, además, con 19 salas de exhibición en España.

Don Enrique Cerezo
ha trabajado con gran parte de los directores españoles de renombre y ha generado oportunidades a nuevos cineastas, con títulos como: ‘La buena estrella’ dirigida por Ricardo Franco; ‘El perro del hortelano’, de Pilar Miró; ‘Juana la Loca’, de Vicente Aranda; ‘La vida de nadie’, de Eduard Cortés; ‘Las trece rosas’, de Emilio Martínez-Lázaro; ‘You’re the one’, de José Luis Garci; ‘La hora de los valientes’ de Antonio Mercero; y ‘El oro de Moscú’ de Jesús Bonilla, entre otros.

A lo largo de sus años de trabajo, Don Enrique Cerezo ha adquirido casi todas las grandes productoras españolas y se ha hecho con su catálogo, además de casi 2.000 títulos del cine italiano más relevante, todo el catálogo de la RKO y en torno a 1.000 títulos de productores norteamericanos independientes. Más de 6.000 películas en total que le convierten en uno de los mayores distribuidores para el cine y la televisión. Pero, además, está abordando la reconstrucción, restauración y digitalización de todas las películas de su propiedad, que suponen el 70 por ciento de las producciones de cine españolas. Está llevando a cabo en sus laboratorios la recuperación de la historia de la cinematografía española, además de buscar de manera incansable por todo el mundo materiales perdidos de las películas de este país.

El Presidente del Atlético llegó al cargo en 2003, transformando su estructura, modernizando su gestión, comprometiéndose con la sociedad a través de la Fundación del club, y cuidando aspectos como la responsabilidad social corporativa.

El Premio Tiepolo fue creado con el objetivo de contribuir al incremento de los intercambios comerciales entre Italia y España y de estrechar aún más las relaciones entre los dos países. El pintor Giambattista Tiepolo sintetiza ese espíritu de hermanamiento hispano-italiano. Tiepolo, nacido en Venecia en 1696, está considerado como el último gran pintor del barroco.

Por su parte, Don Massimo Moratti quiso expresar su emoción por el galardón y añadió que “estoy feliz por recibir este premio y especialmente por el lugar (la Embajada de Italia) y la ciudad (Madrid) en la que me lo conceden”.

Con Don Enrique Cerezo y Don Massimo Moratti son ya 31 las personalidades que cuentan con el galardón. En ediciones anteriores del Premio Tiepolo han sido galardonados César Alierta, Fulvio Conti, José Manuel Lara Bosch, Paolo Vasile, José Manuel Martínez, Antoine Bernheim, Jesús Salazar, Francesco Morelli, Rodrigo Rato, Mario Monti, Florentino Pérez, Luca Cordero di Montezemolo, Alfonso Cortina, Vittori Mincato, Gabrielle Burgio, José Vilarasau, Pier Luigi Fabrizi, Marco Tronchetti, Rodolfo Martín Villa, Luciano Benetton, Luis Alberto Salazar-Simpson, Giovanni Agnelli, José Ángel Sánchez Asiaín, Luis Ángel Rojo, Antonio Fazio, José María Cuevas, Giorgio Fossa, Isidoro Álvarez y Cesare Romiti.
etiquetas: