Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios. Si continúa navegando, consideramos que acepta su uso. Aceptar | Más información

POR CUARTA CAMPAÑA SEGUIDA

Jan Oblak, Trofeo Zamora de la temporada 2018-2019

Es la decimotercera vez que un portero rojiblanco es el menos goleado del campeonato.

Estadísticas ofrecidas por Bwin. Por cuarta temporada consecutiva, Jan Oblak se alzó con el Trofeo Zamora, que acredita al cancerbero con el mejor ratio de goles encajados por partido en LaLiga habiendo disputado un mínimo de 28 encuentros en la misma.

El portero esloveno, que disputó un total de 37 choques en la recién finalizada campaña 18/19, encajó apenas 27 tantos, que cristalizaron en un promedio de 0,73 por encuentro. Asimismo, mantuvo la portería a cero en 20 partidos y contó con el mejor porcentaje de paradas del campeonato esta temporada (79,4%), realizando un total de 105 intervenciones exitosas. Nuestro guardameta es, junto a Valdés, el único portero que ha logrado finalizar como Zamora cuatro temporadas seguidas.

Se trata de la decimotercera vez en la historia en que un jugador rojiblanco concluye el campeonato como el guardameta menos goleado, tras haberlo conseguido anteriormente Fernando Tabales (39-40), Marcel Domingo (48-49), Luis Menéndez (53-54), Rodri (70-71), Miguel Reina (76-77), Abel Resino (90-91), José Francisco Molina (95-96), Thibaut Courtois (12-13 y 13-14) y el mismo Jan Oblak (15-16, 16-17 y 17-18).

Con este cuarto reconocimiento, el cancerbero balcánico se sitúa en el tercer escalón del podio en la clasificación histórica del Trofeo Zamora, igualado en número de entorchados con Juan Acuña y Santiago Cañizares. Por delante de todos ellos solo se encuentran, con cinco, Antoni Ramallets y Víctor Valdés, único portero que hasta hoy había ganado consecutivamente cuatro Zamoras.