Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios. Si continúa navegando, consideramos que acepta su uso. Aceptar | Más información

MARCOS LLORENTE ABRIÓ EL MARCADOR Y DOS GOLES DE JOAO FÉLIX DIERON LA VICTORIA

Remontada ante el Salzburg

Partido intenso y vibrante que acabó con triunfo ante el Salzburg. Marcos Llorente adelantó a los nuestros, los austríacos se pusieron 1-2 y dos goles de João Félix voltearon el marcador.

T. Calvo / FOTO: Á. Gutiérrez

ATLÉTICO 3 – 2 SALZBURG

Atlético de Madrid: Oblak; Trippier, Savic, Felipe, Renan Lodi (Mario Hermoso, 82’); Correa, Héctor Herrera (Lucas Torreira, 82’), Marcos Llorente, Koke; João Félix y Luis Suárez (Lemar, 82’).

Salzburg: Stankovic; Kristensen, Ramalho, Wöber (Onguéné, 63’), Ulmer; Mwepu, Camara, Junuzovic (Ashimeru, 63’), Szoboszlai; Daka (Koita, 30’)(Okafor, 84’) y Berisha.

Árbitro: Ovidiu Hategan (Rumanía). Amarilla para el segundo entrenador del Salzburg (65’). Mostró tarjeta amarilla al local Marcos Llorente (64’); y a los visitantes Ramalho (12’) y Wöber (22’).

GOLES:
1-0. 29’. Marcos Llorente
recoge un balón que peleaba Correa en el borde del área y con un certero zurdazo por bajo bate a Stankovic.
1-1. 40’. Szoboszlai recibe un pase de Berisha y marca de fuerte disparo.
1-2. 47’. Berisha marca tras un centro de Ulmer desde la izquierda.
2-2. 52’. João Félix culmina una gran jugada colectiva que inició Luis Suárez y con pase final de Correa.
3-2. 85’. João Félix recibe dentro del área un pase de Lemar y marca dentro del área pequeña.

 252 días después volvió la Champions al Wanda Metropolitano pero con un ambiente muy diferente al del último partido disputado. Frente al Liverpool el estadio estaba abarrotado de aficionados y en esta ocasión llegaba el Salzburg austríaco con un coliseo rojiblanco sin aficionados. Es la consecuencia de la pandemia por el Covid-19 que ha afectado y de qué manera al mundo del fútbol.

El partido comenzó con mucha intensidad, con un Salzburg muy agresivo y que no venía a encerrarse. Sin embargo, las primeras dos ocasiones, casi seguidas al filo del primer cuarto de hora, fueron de los nuestros. Héctor Herrera puso un balón en profundidad hacia João Félix y el portugués, de espaldas, se inventó una chilena que se estrelló en el travesaño. A renglón seguido, un saque de esquina lanzado por Trippier al interior del área lo enganchó Luis Suárez pero su remate salió rozando el poste derecho.

Los austríacos buscaron responder con un remate de Berisha que detuvo Oblak. Los nuestros fueron de nuevo hacia arriba y Savic cabeceó fuera en un córner cuando se cumplía el minuto 25. Fue la antesala del gol. Una larga jugada que inició Trippier, con pase a Correa en la frontal del área acabó con el balón suelto que recogió Marcos Llorente y con un tremendo zurdazo batió a Stankovic. Poco después, en el minuto 32, João Félix, muy activo toda la noche, disparó raso y atajó el meta visitante. Y, uno después, el autor del gol tuvo en sus botas el segundo tras un magistral pase en profundidad de Correa, pero en el mano a mano con el meta se le marchó ligeramente desviado el remate cruzado.

El equipo siguió buscando un nuevo gol pero Luis Suárez se encontró a Stankovic, que desvió el zurdazo del charrúa pegado al poste. Los austríacos tuvieron la segunda llegada en el minuto 40 tras un pase de Berisha al húngaro Szoboszlai lo transformó en el 1-1 con un fuerte disparo. João Félix volvió a insistir con un remate poco después a pase de Lodi que detuvo el meta. Con el empate se llegaría al descanso, aunque con la sensación de que los nuestros debían ir por delante en el marcador por juego y ocasiones.

La segunda mitad empezó con ritmo y con goles. Los austríacos se adelantaron con un remate de Berisha ante el que no pudo evitar el gol Felipe bajo palos. Pero los nuestros continuaron buscando el área del Salzburg. Una jugada que inició Luis Suárez, combinando con João Félix y con la participación estelar de Correa, quien dio el pase final al portugués para que pusiera el 2-2 en el marcador.

A partir de ese momento fue un toma y daca, con ocasiones en las dos áreas. Y fue João Félix el que tuvo dos remates que se marcharon ligeramente desviados. Primero, con un centro de Trippier que cabeceó el luso fuera. Y, después, tras una dejada de Luis Suárez, su disparo se perdió por encima del larguero. Entre medias fue el recién incorporado Koita el que obligó a Oblak a desviar a la esquina.

Era un partido complicado y difícil porque el Salzburg dio la cara y buscó de nuevo el gol aunque sin ocasiones claras en la recta final. Estaba más cerca el gol rojiblanco que el de los austríacos. Koke avisó en el 72 tras un centro de Trippier pero el meta salvó de nuevo a su equipo. Lo que no pudo evitar fue el remate de João Félix en el 85. Un córner botado por Koke salió despejado hacia la izquierda y el recién ingresado Lemar lanzó un pase raso que recogió el portugués para hacer el 3-2 con un remate con la derecha que entró tras pegar en el palo. Un gol muy valioso que sirvió para cerrar la primera victoria en la Fase de Grupos de la Champions.